¡Culiacán SABE BIEN cómo hacer las cosas en la nueva normalidad!

0
128

En el contexto de la nueva normalidad legada por la pandemia global que aún se extiende hasta nuestros días, los parámetros para medir el éxito de los eventos, las reuniones y los congresos han cambiado. El día de hoy, además de utilizar métricas de asistencia, calidad de los ponentes o el negocio/networking generado en cada encuentro, se ha vuelto insoslayable trabajar con la salud y la seguridad sanitaria en mente para visualizar un congreso exitoso.

Esta preocupación se hace patente en el trabajo de los organizadores de reuniones, pero también forma parte de la tarea pendiente para todos los destinos interesados en reactivar su economía lo más pronto posible; una tarea que cristaliza en la adopción de nuevas prácticas y la aplicación de estándares de cuidado y de servicio actualizados en toda la cadena de valor de la Industria de Eventos y Reuniones local.

Como destino anfitrión de gran experiencia, Culiacán ha sabido adaptarse a las necesidades de sus clientes paralelamente a los requerimientos de cuidado comunitario tan importantes en la actualidad. En congruencia con el escenario global predominante, la capital de Sinaloa ha apostado por el resurgimiento del segmento de reuniones a través de la unión de todos los actores involucrados en la proveeduría desde el primer momento, en el entendido de que ésta es una de las más importantes industrias en términos de derrama económica para la ciudad. Hoy todos en Culiacán trabajan para la salud y la seguridad de sus invitados, y esta nueva promesa se suma a la siempre atractiva oferta cultural, gastronómica, histórica y de infraestructura que ofrece el destino.

Culiacán para eventos

Su Aeropuerto Internacional conecta con las principales ciudades del país y con urbes importantes de Estados Unidos, además, desde la Central Internacional de Autobuses se llega a las más importantes capitales mexicanas, así como a 12 destinos transfronterizos.

Atractivos históricos, naturales y culturales terminan de darle forma a este destino de clase mundial. Recintos culturales orientados a la difusión del arte, auditorios y edificios antiguos conforman una extensa paleta de opciones para realizar cenas y cocteles. Entre ellos se encuentran el Palacio Municipal, el Museo de Arte de Sinaloa, el Casino de la Cultura, el Archivo Histórico y escenarios que dignifican cualquier evento.

Para montajes al aire libre la ciudad dispone de espacios tan disímbolos como la Plazuela Rosales, el Parque Ernesto Millán, la Plazuela Obregón, la Isla de Orabá y las Fuentes Danzarinas. Además, las calles de Culiacán son verdaderas escenografías de contraste colonial y modernista. El Acueducto de Oriente, el Mercado Garmendia y las mencionadas Fuentes Danzarinas son un claro ejemplo de esta doble identidad.

Constantemente capacitados, los profesionales en congresos de Culiacán ofrecen a meeting planners, mesas directivas y comités una red de apoyo que les brinda una sensación de acompañamiento en todo el trayecto de sus eventos.

Recintos y actividades para grupos

Culiacán tiene la posibilidad de hospedar a 1,800 huéspedes en casi 60 hoteles y cuenta con salones con capacidad para 30 y hasta 800 personas. En otras alternativas para eventos, la ciudad ofrece cuatro estadios deportivos con aforo para 23 mil asistentes, siete auditorios  con capacidad máxima de 970 personas; un salón con capacidad hasta para 3 mil personas y cuatro recintos con capacidad máxima de 800 personas cada uno.

Finalmente, Culiacán ofrece opciones interesantes para complementar las actividades de los congresistas y sus acompañantes. En sus alrededores pueden efectuarse recorridos que involucran aventura, relajación, prácticas de team building, rapel extremo, tirolesa o simplemente un paseo por las verdes tonalidades del Parque Isla Orabá.

Gastronomía

Mención aparte merece la experiencia gastronómica sinaloense, una de las propuestas más exquisitas en toda la cocina mexicana, la cual es reconocida en todo el mundo debido a sus inolvidables sabores, provenientes del mar y de la tierra.

La variada pesca que le proporciona su amplio litoral es madre de deliciosos platillos, entre los que se incluyen ingredientes elementales como los camarones, el pescado, los callos de hacha y la carne de marlín.

Sinaloa ha imaginado deliciosos manjares como el tradicional chilorio (preparado con carne de puerco condimentada con chile pasilla) y el mochomo (cecina de res frita). Entre las delicias de la costa sobresalen el aguachile (camarones con pepino, limón, sal, chile piquín y cebolla morada) y el pescado zarandeado, así como todos los frutos del mar.

www.culiacan.com.mx